Sunday, 16 June 2013

Primera misa del protopresbítero petrofraterno filipino en su tierra natal

Nos sentimos muy gozosos en este día, principio de la sagrada novena del Santísimo Precursor Sr. San Juan Bautista, cuando celebró su primer misa en su tierra natal el recién ordenado en el sagrado sacerdocio Pbro. Anthony Uy de la preclara Fraternidad Sacerdotal de San Pedro, chinesco llevando gafas, alto y algo flaco en lo actual, alumno del Ateneo, natural de la provincia de Batangas, de qué razón fue muy propicio que allí su primer misa en las Islas se celebrara, y ¿dónde sea más digno que la celebrase que en la Basílica de la Inmaculada Concepción? Aquella basílica mariana está ubicada en la ciudad de Batangas so la Arquidiócesis de Lipá.


El preste
En esta época cuando encontramos a unos jesuitas filipinos que tam privatim quam publice no se avergüenzan desobedecer a la Santa Sede, también a la mayoría de los alumnos de su universidad bien dispuestos tanto a la conciencia del mundo empapado de errores como a su ambiguo enseñamiento, es una cosa muy deleitable, casi celestial, y tan placentera conocerle a este verdadero católico que viene del ahora adolorido seno de la institución educativa de los hijos de San Ignacio.


Pbro. Anthony Uy, F.S.S.P., antes la misa

Matriculaba y cursaba en física e ingeniería en computación en la actual Universidad Ateneo de Manila, mas en el medio del primer semestre de su tercer año, habiendo inmigrado al Canadá la familia, completó sus estudios allá.

Después de licenciado y una breve estancia en el mundo empresarial, entró en el Seminario de la Nuestra Señora de Guadalupe en Denton, Nebraska en los EE.UU. Le ordenó al subdiaconato Su Excelencia Fabian Bruskewitz, Obispo de Lincoln en Nebraska, en el antedicho Seminario el sábado dentro la semana tercera de la Epifanía, 28 de enero del año pasado, fiesta de San Pedro Nolasco.
 
[segundo de la derecha] subdiaconato: 28 de enero del 2012
(fuente)

Le ordenó al diaconato Su Excelencia Alexander K. Sample, Obispo de Marquette en Michigan, también en el antedicho Seminario el sábado dentro la semana tercera de Cuaresma, 17 de marzo de aquel año, también fiesta de San Patricio.


[tercer de la izquierda] diaconato: 17 de marzo del 2012
(fuente)


Le ordenó al sacerdocio Su Excelencia James D. Conley, actual Obispo de Lincoln, sucesor del Monseñor Bruskewitz, en la Catedral de Jesús Resucitado el sábado dentro la semana primera después de la octava del Pentecostés, 1 de junio de este año, fiesta de Santa Ángela Merici.


[tercer de la izquierda] sacerdocio: 1 de junio del 2013
(fuente)


Celebró su primer misa el viernes, 7 de junio, fiesta del Sacratísimo Corazón de Jesús, en la Iglesia de la Sagrada Familia, su propia parroquia en Canadá, diaconado por el Pbro. Erik Deprey y subdiaconado por el Pbro. Daniel Geddes, ambos de la F.S.S.P. Predicó en esta misa Su Excelencia J. Michael Miller, C.S.B., Arzobispo de Vancouver, que dentro el sermón anunció que será coadjutor de la parroquia el oficiante recién ordenado.


Primera misa: 7 de junio del 2013
(fuente)



Aquí tenemos las fotos de la mismísima misa y la función que la siguió.

[Erratum. Celebró el P. Uy su primer misa, una misa solemne, o según lo dice en Filipinas, misa de tres, el domingo, 2 de junio, en el Monasterio Carmelita de Jesús, María y José en Valparaíso, Nebraska. La misa fue de la solemnidad externa del Corpus. Acá está la hermana del nuevo preste, la Sor María Dolores de la Preciosa Sangre, carmelita descalza, que le ayudaba durante su curso en el Seminario con rezos y preces. He aquí el relato y las fotos.]


La basílica
Algo romanesca su fachada y algo barroca su torre, no más conserva la iglesia, cruciforme en plano, su original paletada, mas aún la simpleza noble palpita en sí. La iglesia, teniendo tres calles sendos con puerta, y el campanario constan tres andanas o cuerpos. En el ápice del frontispicio de la iglesia, encima del remate, se halla en un pequeñito templete el Santo Niño, también venerado acá junto con la Purísima.


Fachada de la basílica

Entrando en la puerta mayor, por tener la iglesia dos puertas colaterales, nos hallamos en el nártex, un vestíbulo, una antecámara, bajo el coro mayor que ya ha caído en desuso. Acceso a él se había posible por una escalera de caracol que conduce hacia arriba, frente de la puerta al bautisterio que ocupa el cuerpo principal del campanario. Cerca de los ambos postes del coro mayor se encuentra una benditera.


Coro mayor

Nártex

Escalera de caracol

Bautisterio con la pila
y un cuadro del Bautismo de Cristo

Benditera

Las paredes del interior de la basílica son decoradas con imágenes en trompe l’oeil y cuadros y de santos esculpidas, como el imagen de Pietà que se encuentra en el lado del nártex frente el bautisterio.


Pietà

Las en cuadros, al contrario, fueron réplicas de los grabados hecho por el célebre grabador francés Gustave Doré, como la Virgen del Apocalipsis en la visión del San Juan Evangelista.


Virgen del Apocalipsis

Virgen coronada: visión de Juan
Gustave Doré

En el curcero, la intersección de la nave y del transepto, encontramos el cimborrio magnífico, también decorado en trompe l’oeil, octágono y naranjado, en cuyos cuatro cantos, como era la costumbre, están los iconos de los cuatro evangelistas.


Cimborrio

Trompe loeil

Separado del resto de la basílica por un hermoso comulgatorio, hecho en madera, y sobrepuesto en una base de granito, ocupa el altar mayor lo más prestigioso y honrado lugar del santuario. Hay cuatro altares menores todos circundados por el comulgatorio. En ambas paredes del santuario, vemos las puertas cara a cara a la sacristía.


Comulgatorio

Puerta de la sacristía

La antigua mensa está situada bajo el ciborio que sirve en lugar del retablo. Entronizada allá en su nobilísima lugar, mira la Inmaculada Concepción, su corona de doce estrellas ciertamente fulgente, al pueblo congregado en la iglesia. Más arriba hallamos en la linterna del ciborio un más pequeño tallo de San José, y en la cima de esta linterna se levanta la Mater Ecclesia, sus ojos vendados, con cruz y cáliz en ambas manos.


Altar mayor

En el ala derecho del crucero, frente del altar del Inmaculado Corazón de María y del San Judas Tadeo, se halla el coro menor, apoyado por cortos postes.


Altar mayor, altares menores laterales, y coro menor

Según las antiquísimas costumbres, algunos bienhechores fueron enterrados en el suelo.


Lápidas


La misa
Antes que se empeciera la misa, dijo el Padre Uy que se celebra la misa votiva de los Siete Dolores de la Virgen María como acción de gracias suya a Dios por su hermana carmelita, Sor María Dolores, sin cuyas plegarias e incesantes rezos, no pudiera superar los siete años del Seminario. Cantaban en la misa las Hermanas Franciscanas de la Inmaculada.


Coro de monjas grises

Asistió en la misa el Señor Arzobispo de Lipá, Su Excelencia Ramón Argüelles, junto con el párroco de la basílica y de otros sacerdotes.


D. Ramón Argüelles, arzobispo de Lipá,
con el párroco de la basílica

En la basílica se agolpe el pueblo para la misa.


Pueblo congregado

Siguen las fotos de la misa.


Entrada


Oraciones en la ínfima grada


Incensación del altar


Evangelio


Homilía

En su homilía propuso el buen P. Uy una erotema:
Kapag may nangyaring milagro sa labas ng simbahan, may patay na nabuhay, bulag na nakakita, pupuntahan ba ninyo? Bakit? Hindi ba mas dakilang milagro ang nangyayari sa loob ng altar?
Y es porque en la sagrada misa, el pan se hace en verdadero carne del Señor, y el vino en verdadera sangre suya, los que para conseguir nuestra redención se necesitaron separados completamente, la razón que nuestro Señor sufrió el Calvario y en fin fue crucificado.


Elevación menor


Incensación del arzobispo in choro


Consagración de la Hostia


Consagración del Cáliz


Continuación del canon de la misa

Pater noster


Ecce Agnus Dei


Domine, non sum dignus


Comunión del pueblo

Dos de los asistentes sacerdotes también les daban la sagrada Forma a los comulgantes.


Bendición final
Retiro


Y así pues la misa fue terminada.

Misa terminada



Desde el cielo nos contemple la Deípara que desplegando su velo materno a cubrir estas fidelísimas y pulquérrimas Islas, recién consagradas de nuevo a cuyo Inmaculado Corazón, junto con el Sacratísimo Corazón de su Hijo, cuyo manto de caridad teándrica también éstas cobija, siempre nos sus hijos pecaminosos y pródigos aboga, nuestras impetraciones y especiales necesidades refrenda, y hasta el fin de nuestra vida natural nunca nos desampara.


las fotos fueron tomadas por M.J.M.A.

No comments:

Post a Comment